enfermeria.

viernes, 31 de marzo de 2017

Obesidad en el Anciano


La OMS define el sobrepeso como un IMC ≥ 25 y la obesidad como un IMC ≥ 30 No todo el aumento de peso corresponde al tejido adiposo. Las personas con retención hídrica o con excesivo desarrollo del sistema musculoesquelético no deben considerarse como obesas. La Obesidad está fuertemente relacionada como causa de otras enfermedades como pueden ser cardiovasculares, dermatológicas, gastrointestinales, diabéticos, osteoarticulares…


Causas:
La causa fundamental de la obesidad y el sobrepeso es un desequilibrio entre el ingreso y el gasto de calorías. El aumento mundial del sobrepeso y la obesidad es atribuible a varios factores: La modificación mundial de la dieta y la tendencia a la disminución de la actividad física.

Tipos de Obesidad:

Se dice que una persona es obesa cuando tiene más de un 25% de grasa corporal en el caso de los hombres y más de un 30% en las mujeres.


Una de las maneras más utilizadas para medir la obesidad es el Índice de Masa Corporal (IMC), que es la relación entre el peso y la altura al cuadrado de la persona. Es obesa cuando tiene un IMC > 30.


- Obesidad I: 30-35 - Obesidad III o Mórbida: >40

- Obesidad II: 35-40 - Obesidad IV o Extrema: >50

A

Ancianos: En la vejez, a menudo es mejor tener un índice entre 25 y 27 en lugar de un índice inferior a 25. Si usted es mayor de 65 años, por ejemplo, un IMC ligeramente superior puede ayudar a protegerlo contra el adelgazamiento de los huesos (osteoporosis).
Usando un criterio de clasificación fisiopatológico basado en el adipocito tenemos:


- Obesidad hipertrófica: Aumento del tamaño de los adipocitos

- Obesidad hiperplásica: Aumento del número de adipocitos. Se asocia con el infarto adolescente.
- Obesidad mixta: Aumento del tamaño y número de adipocitos

Según la causa que la origina:


- Obesidad exógena: Producida por el exceso de alimentación y costumbres sedentarias. 90-95% de las obesidades.

- Obesidad endógena: Ocasionada por problemas metabólicos

Según la distribución de la grasa:

- Obesidad ginecoide, ginoide o periférica: El cuerpo adquiere forma de pera. La grasa se acumula por debajo de la cintura.
- Obesidad androide, central o abdominal: El cuerpo toma forma de manzana. La grasa se acumula mayormente en la parte superior del cuerpo.

Criterio de clasificación más adecuado y operativo en atención primaria:


- Obesidad simple: Por exceso nutricional

- Obesidad secundaria: Asociada a alguna enfermedad endocrino-metabólica como hipotiroidismo, enfermedad de cushing, insulinoma, etc.


Riesgos y Complicaciones de la Obesidad


Diagnósticos de Enfermería:

  • Alteración del estado nutricional por exceso relacionado con el aporte excesivo en relación con las necesidades metabólicas.
  • Alteración en el mantenimiento de la salud relacionado con ingesta calórica superior a los requerimientos metabólicos.
  • Trastorno de la imagen corporal
  • Deterioro de la movilidad física relacionado con el IMC por encima del percentil 75 para la edad.
Actuaciones de Enfermería


Fase previa al diagnóstico: Abrir y registrar la Hª clínica,, explicar al paciente la importancia del sistema cita/consulta, si el paciente se encuentra con IMC > 30 proponerle una cita próxima al efecto de normalizar su situación con un determinado plan terapéutico.


Fase diagnóstico:

  • Recoger y utilizar la información necesaria para establecer un plan educativo adecuado al paciente
  • Establecer junto con el paciente un calendario de citas
  • Establecer junto al paciente el peso al que se va a llegar en un determinado plazo de tiempo
  • Elaborar junto con el paciente el plan dietético y el conjunto de actividades físicas a llevar a cabo
  • Efectuar control de peso cada 20 días aproximadamente
  • Si hubiese tratamiento farmacológico vigilar la aparición de efectos secundarios.

Fase de control y seguimiento:

  • Mantener las actividades de educación para la salud
  • Registrar la evolución
  • Valorar los logros conseguidos
  • Valorar el grado de aceptación de su problema de obesidad
  • Intentar implicar a la familia en el proceso de adelgazamiento del paciente
  • Efectuar las medidas de PA, pulsos, IMC, pesos y de cualquier otro parámetro establecido en el protocolo de trabajo.

Tratamiento:


Cambiar los hábitos alimentarios y de actividad física, con el objetivo de reducir el grado de obesidad, y de esa manera disminuir el riesgo de complicaciones y mejorar la calidad de vida. Una vez que se logra disminuir el peso, el propósito del tratamiento es mantenerlo.




+ Leidos

Temas