enfermeria.

martes, 28 de marzo de 2017

Cuidados post-mortem: Amortajamiento

Definición:

Recibe distintos nombres: muerte o fallecimiento, exitus, defunción, deceso, u óbito. En los documentos oficiales y partes de defunción es frecuente el uso del exitus para referirse al momento en que se produce el fallecimiento. La muerte es el cese total y definitivo de todas las funciones vitales del organismo humano. Ante un exitus es necesario comprobar su fallecimiento. Para ello hay que valorar la presencia de signos:

Signos precoces de muerte Se presentan inmediatamente después de la muerte: - Ausencia de movimientos respiratorios y ruidos ventilatorios a la auscultación. 176 - No se produce salida de aire por la nariz ni por la boca.

  • No hay movimiento de elevación y descenso del tórax y abdomen, al cesar la respiración.
  • No se ausculta el latido cardíaco.
  • El pulso desaparece a la palpación.
  • Si se hace un electrocardiograma, aparece plano, lo que indica que se ha producido un paro cardíaco.
  • Midriasis.
  • Pérdida de la sensibilidad cutánea y a todo tipo de estímulos.
  • Ausencia de tono muscular.
  • Si se hace un electroencefalograma aparece plano.
Signos tardíos de muerte
Como consecuencia del cese de las funciones vitales se van produciendo una serie de alteraciones en el organism o que se observan a través de los siguientes cambios: enfriamiento del cadáver o algor mortis (se realiza en condiciones normales a razón de un grado por hora), rigor mortis o rigidez cadavérica, aparición de livideces y putrefacción cadavérica.

Fases de la muerte 
según Gisbert Calabuig
1ª. fase: Muerte aparente: es aquella en que desaparecen aparentemente los fenó- menos vitales. Disminuyen los latidos cardiacos, la respiración, la tensión, hasta llegar a estar inconsciente.
2ª. fase: Muerte relativa: prolongación de la agonía, se suspenden de forma efectiva y duradera las funciones nerviosas, circulatorias, respiración y siendo posible todavía mediante maniobras de reanimación, la recuperación en algunos casos.
3ª. fase: Muerte intermedia: se produce una extincíón/desaparidón progresiva e irreversible de la actividad biológica de los diferentes órganos y tejidos.
4ª. fase: Muerte absoluta: desaparición total/absoluta de cualquier actividad bioló- gica del organismo.

Amortajamiento 

Se trata de proporcionar los cuidados técnicos necesarios para la preparación del cadáver o amortajamiento. Debe aislarse el cadáver, sacándolo de la habitación que ocupaba o bien utilizando un separador o biombo cuando lo anterior no sea posible. También hay que registrar en la Historia Clínica la hora y fecha de la muerte. Se propondrá a la familia participar en los cuidados post mortem (vestir al paciente, asearlo, etc.). Para la preparación del cadáver o amortajamiento se necesita: guantes, bata y mascarilla, carro de curas, toallas, sábanas o mortaja, etiquetas, útiles de aseo, bolígrafo, vendas.

El DUE realizará junto con el auxiliar de enfermería el procedimiento a seguir: 

  • Coloqúese guantes. 
  • Verifique que el paciente ha sido exitus en el parte médico, colóquelo en decúbito supino. Retire los objetos personales del cuerpo para dárselo posteriormente a sus familiares. 
  • Ciérrele los párpados inmediatamente y colóquele una venda que sujete la mandíbula hacia arriba, enrollándola alrededor de la cabeza. 
  • Retire todas las almohadas excepto las de la cabeza. 
  • Desconecte y retire los catéteres, sondas, etc., si los hubiera. 
  • En teoría se mantiene que deben taponarse todos los orificios naturales. En la práctica es habitual taponar los orificios por donde es frecuente que el cadáver pierda sangre o secreciones. Se taponan con algodones o gasas (orificios nasales, recto, vagina etc.). 
  • Realice la higiene del cadáver y retire los objetos personales de su cuerpo (anillos, medallas, prótesis dentales, etc.). 
  • Amortájelo y sujete los tobillos y las muñecas juntos con una venda o esparadrapo. Anotar el nombre para la identificación del cadáver y colocarla en la muñeca. Algunos autores refieren que se coloque en los tobillos. 
  • Colocar el cadáver encima de una sábana grande (sudario) en posición de decúbito supino con brazos (palmas hacia abajo) y piernas extendidas de forma alineada sobre la cama, antes de que actúe el rigor mortis. También se puede cruzar las manos sobre el abdomen.
  • Doble la sábana de forma que cubra todo el cadáver e identifíquelo con una etiqueta colocada en un lugarvisible. 
  • Notifíquelo al depósito de cadáveres para el traslado inmediato. 
  • Hay que registrar en la Historia Clínica, día y hora de fallecimiento. 
  • Notificar a los servicios hospitalarios los cambios que ello suponga para el servicio de cocina, de farmacia, etc. Notificarlo a admisiones. Llevar su Historia Clínica al servicio de archivos.
  • Avisar a la familia si no está presente.
  • Una vez amortajado al paciente se procederá a su traslado al tanatorio. El procedimiento lo llevarán a cabo los celadores con la mayor discreción posible. En la medida de las posibilidades los demás pacientes del servicio no deben percatarse de este traslado.


Entradas populares

Etiquetas

Todos los derechos reservados por ATENSALUD - Enfermeria Geriatrica y Socio-sanitaria © 2010-2017
Powered By Blogger , diseñado por ATENSALUD